OIA - Organización Internacional Agropecuaria | Servicio Internacional de Certificación
OIA - Organización Internacional Agropecuaria | Servicio Internacional de Certificación OIA - Organización Internacional Agropecuaria | Servicio Internacional de Certificación

22/05/2017

Buenas prácticas, una realidad que juega a favor a la hora de evaluar una marca.

Buscan que las empresas colaboren con la sociedad, cuiden el planeta y traten bien a su gente; comienza la semana del voluntariado corporativo.

La edad de los porqués no termina a los 4 años. Los chicos sorprenden con preguntas que parecen insólitas pero que son lógicas, y que llevan a reflexionar acerca de la respuesta... que seguramente lleve a otra pregunta y a otra más en una seguidilla que no tiene fin. Pero ya en edad de trabajar, los millennials siguen haciéndose y haciendo a la empresa preguntas que quizás otras generaciones se guardaban para sí mismos. ¿Por qué hago lo que hago? ¿Cuál es el propósito de esta empresa? ¿Cómo colaboro con la sociedad si trabajo para determinada marca? Y muchas preguntas más.

En este sentido, la Responsabilidad Social Empresaria brinda algunas respuestas, además de ayudar a clientes externos, cuidar a los clientes internos y ocuparse también de que el planeta sea sustentable.

Según el Reputation Institute, una organización que mide la reputación de las compañías, la Responsabilidad Social Corporativa (RSC) y la sustentabilidad son percibidas como muy importantes para los consumidores. El 87% recomiendan compañías con buenas prácticas. Las mejor posicionadas en el mundo son Microsoft, Disney, Google, BMW, Sony, Intel y Apple, un ranking que coincide con las empresas en las que quieren trabajar los millennials.

Dar y recibir

En el marco de la V Semana de Voluntariado Corporativo llamada Give & Gain, que impulsa en todo el mundo la organización inglesa Business in the Community y que implementa en la Argentina la fundación Compromiso, se trata de que desde el 26 de mayo al 2 de junio las empresas y sus empleados hagan un esfuerzo extra para realizar acciones que van más allá del negocio, por el bien de la comunidad. En 2016 Give & Gain tuvo la participación de 26.744 voluntarios en el mundo, mientras que en la Argentina se sumaron 25 empresas y 1033 voluntarios. También 63 organizaciones sociales y 32 proyectos.

'Hay 35 países que están asociados con la iniciativa', dice Cora Pesiney, directora de la fundación Compromiso. 'La idea es visibilizar las acciones de voluntariado con el fin de movilizar estructuras, y también que haya cada vez mas sinergia entre las organizaciones sociales, las empresas y los organismos del Estado.'

Acciones como hacer ecoladrillos, leer cuentos en un hospital, o recibir a jóvenes en la empresa para contarles cómo se hace un CV y cómo llevar adelante una entrevista laboral son ejemplos de las actividades que realizan los empleados de las empresas y que después tendrán difusión a través de entidades que también se involucran en el Give&Gain.

El programa cuenta con tres modalidades de participación:
  • Un patrocinio del Give & Gain para empresas.
  • El programa 'a tu manera', donde se comparten las acciones que organizan las mismas empresas.
  • El programa 'a tu medida', que son acciones diseñadas especialmente para las empresas, en alianza con diferentes organizaciones. Adecco, EY, ESET Latinoamérica, Banco Galicia, Carrefour, Mercedes Benz , Grupo Newsan y Scienza ya se sumaron a la iniciativa.

Cada modalidad tiene un costo para la empresa, para solventar gastos operativos, como las remeras que todos los participantes de las compañías llevan puestas, y también para ayudar a las organizaciones sociales involucradas. Más adelante, habrá un desayuno en la Universidad de San Andrés para dar visibilidad a lo que sucedió durante la semana.

'Ser parte de procesos innovadores, con impactos positivos en la sociedad, genera sentido de pertenencia en las organizaciones. La creatividad acompañada de innovación y de evolución en el conocimiento del mercado puede colaborar con la sustentabilidad del negocio', dice el consultor Alejandro Mascó, socio de Mascó Renedo Partners.

La cadena de valor, también

Está cada vez más involucrada en el compromiso por hacer las cosas bien. Fue una de las conclusiones de la jornada organizada por el Programa Valor, RSE+Competitividad, de AMIA. Ernesto Tocker, director del Servicio de Empleo de la entidad dice que, además de las buenas prácticas de las propias organizaciones, hoy es muy importante también las de la cadena de valor. 'Se presentaron experiencias de empresas que trabajan en el desarrollo de sus proveedores. Allí describieron cómo realizan un monitoreo de sus socios en la cadena de valor para identificar impactos, gestionar riesgos potenciales, así como buscar oportunidades para trabajar conjuntamente procurando un mejor desempeño', relata Tocker.

Y agrega: 'Entre las ponencias escuchamos ejemplos inspiradores sobre cómo trabajar para asegurar la calidad en procesos de proveedores pyme que son críticos y cómo involucrarlos en proyectos con la comunidad y con sus empleados'. También se trata de lograr el desarrollo sustentable de las economías regionales, donde el volumen de compra es determinante para los productores de la zona.

Para Tocker, 'hoy hay empresas que están aggiornadas y entienden que su capacidad económica y de gestión exceden el ámbito propio y el de sus mercados. Se trata de hacer negocios de manera ética, tratando de que todos ganen y sin perjudicar a nadie'.


Una semana para ayudar

Del 26 de mayo al 2 de junio la fundación Compromiso promueve la V Semana Internacional del Voluntariado Corporativo

A través del programa Give & Gain las marcas comunican y promocionan sus acciones de RSE

Fuente: Diario La Nación
Ver Galería Completa

Compartir: